Seguidores

sábado, 17 de octubre de 2009

Hay tantos y tantos programas del  corazón y de la irreflexión, donde sus protagonistas explican sus vivencias con un amor, que no es tal amor, sino un cúmulo de circunstancias vodeviles y, que no  quisiera para mi peor enemigo; que, a veces pienso que hoy en día casi no existe alguna relación verdadera de afecto o de amor, en la que sólo prime el cariño, la amistad, la querencia, el respeto.... casi todo al final, de una manera u otra,tomando tal o cual trayecto, se reduce a un fin común, dinero y sexo....
Y, a pesar de ello, no hay modo alguno de encontrar un espacio, privado o público, ajeno a ese obsesivo goce por el tráfico de supuestos sentimientos. Que así llamo yo a ese negocio, donde todos obtienen pingües beneficios, y que de manera mimética se ha trasladado a la calle... dondeya todo se ciñe a lo mismo, a ver cuán de abultada tienes la..... cartera, lo demás son daños colaterales....
Luego están los dramas. Los de los hijos y las hijas que tratan de emular, no a los famosos no, si no a toda esa caterva de impresentables, " famosetes " que viven de una manera de prostituirse, que es la de airear cualquier " trapo sucio " íntimo a cambio dinero. La tragedia y desventurade los papás y las mamás, que se escandalizan de la conducta de sus hijos e hijas y no dudan en atribuir la culpa, los desmanes, a otros..... A los amigotes, a los maestros, a la policía porque es muy dura a la hora de arrestar ( no me conocieron en la década de los 80 ), ya los jueces, porque por lo visto no entienden a la juventud de hoy...
Algunos pensaréis que no tiene que ver una cosacon la otra. Pues sí, sí tiene que ver y mucho. Es lo que mencionaba o citaba en  escritos anteriores, la edducación de valores. Y eso, queridos y queridas míos y mías, lo vuelvo a iterar, siempre se ha aprendido y suspendido en el seno de la familia. Antes de acudir a la guardería, a la escuela, al instituto, o a la universidad.....Es curioso, pero recuerdo que la basura la tengo que echar todos los díasen el contenedor de la calle, y ahora te la sirven en tu casa y digitalizada.


En algunas cadenas, siempre, horteradas; y, luego en Internet, la playstation, el teléfono móvil, etc... Una joven me decía el otro día. ¡¡¡ yo no sé cómo podíais vivir los "viejos" en vuestra época, sin móvil, el chat, el msn., la TDT., etc....!!!
Le contesté que como veía aquí sigo...
Ahí es donde esas lindas criaturitas a prenden a ser violentos, irrespetuosos, agresivos, provocadores, vehementes, impulsivos, rencorosos y obscenos, escabrosos, indecentes, procaces, impúdicos, inmorales y sucios.
Pero claro está, con el consentimiento, beneplácito, la aquiescencia, la anuencia y la venia de su mamá o de su papá, que hasta encuentran divertidas todas esas historias, de alteraciones del orden público hasta con el conato de asalto a Comisarías de Policía o Cuarteles de la Guardia Civil, en treinta años no había concocido algo así, sí había leído el ataque a un Cuartel por republicanos en Extremadura antes de la contienda civil española. Sí, esos progenitores que hayan ocurrentes esas historias de " amor " de los " falsetes cómicos " del mundo de la farándula, donde se mueve de todo; sexo, drogas, alcohol, dinero, egoísmo, vanidad, soberbia, violencia, insultos, tacos, difamaciones... Un " circo " aunque intenten aparentar lo contrario....
¿ Dónde están esos programas, con otros mensajes positivos, en los que se defienda el altruismo, en el que se combata la esclavitud, al chulo de putas, el hambre, la pobreza, que se defienda la libertad, en los que se exalte la amistad, la cordialidad y se repudie la hipocresía y la traición. Otros espacios donde el amor, la caridad, la generosidad, la osadía, la verdad, el arrojo, sean sus verdaderos protagonistas....
Entonces, quizás, las veraces historias de amor, si las hay, tengan un tratamiento distinto, y yo... empiece a creérmelo....

-JACH-     

No hay comentarios: