Seguidores

lunes, 19 de julio de 2010

Medio millar de funcionarios integran la Unidad del Cuerpo Nacional de Policía adscrita a la Junta de Andalucía. Básicamente el Gobierno Andaluz los utiliza para los temas relacionados con menores, el control del juego, los espectáculos públicos, la lucha contra los delitos medioambientales y la protección de personalidades y edificios públicos del ente autonómico.
No obstante, puedo afirmar que se trata de una dotación desaprovechada. No dispone de una legislación básica que regule las competencias de todas las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado actuantes en el mismo territorio, de modo que con frecuencia se producen ( como en el resto de instituciones públicas ) duplicidades y distorsiones, que sólo se resuelven a medias por la buena voluntad y el sentido común de los agentes y otr@s.
Por carecer, carecen hasta de un equipo de transmisiones adecuado a las necesidades de la función policial y acorde con los tiempos que corren, debiendo los y las policías comunicarse a través de sus propios teléfonos móviles, lo que resta eficiencia a sus limitadas actuaciones. Tampoco tienen acceso a las bases de datos del Cuerpo Nacional de Policía y de La Guardia Civil, ni reciben por parte de las autoridades gubernativas directrices claras para organizar y optimizar su trabajo.
En definitiva, puede decirse que su existencia ( a la que los prebostes de la Junta llaman " Policía Autonómica " ) constituye un despilfarro ( otro más ) de los recursos públicos, y no precisamente por culpa de ell@s. En realidad la Unidad adscrita a la Junta se creó como embrión de la que iba a ser una auténtica Policía Autonómica, en un momento en que la Comunidad autónoma no quería ser menos que otras ( llamadas " históricas " ¿¡ !? ), como Cataluña ( Mossos D'Esquadra ) y Las Vascongadas ( Ertzaintza ), que apostaron por sus propios cuerpos policiales ( creados y mantenidos con el dinero de tod@s l@s españolas y españoles ).
Luego, con el paso de los años ( cómo con todo lo que se hace en este País ), la negociación con el Ejecutivo central para ampliar sus competencias y proceder a la sustitución de las FF. y CC. de Seguridad del Estado en territorio andaluz se estancó ( por no decir se olvidó o se metió en el cajón de siempre ), y hoy ha quedado lo que hay....
Con la coyuntura económica actual sería mejor abandonar ese empeño inicial de hace más de una década, desistiendo de contar con cuerpo policial propio y así recortar costes.....    

No hay comentarios: