Seguidores

miércoles, 7 de julio de 2010

España es una paleta de colores.... De norte a sur, de este a oeste, los verdes, los azules, los rojos, los grises y los ocres pigmentan con variantes tonos y escalas cromáticas el lienzo del paraje. Ese gran cuadro en el que la claridad, la saturación, la oscuridad, lo oculto, lo enigmático, y " otras atmósferas " intensifican la propiedad de los colores, las características de la arquitectura, y la naturaleza de los campos, de las montañas, los bosques y la habitat....
De los españoles no se puede decir lo mismo. Las gentes de este País niven en piensan en blanco y o en negro. Siempre ha sido así. Moros y cristianos. Austrias y Borbones. Carlistas e isabelinos. Republicanos y monárquicos. Del Frente Popular o de Falange, rojos o azules. De derechas o de izquierdas. Del Partido Popular o del Socialista. Mirar hacia África o hacia Europa. Tratar con Cuba, Venezuela o Bolivia, o con Alemania, Estados Unidos o China. Creyentes o ateos. Del Real Madrid o del F. C. Barcelona. Dos opciones siempre enfrentadas, enemistadas, contrapuestas, desafiantes y encaradas, que han dividido y dividen a un País donde no hay lugar para el término medio. Unas veces porque no es fácil determinar dónde se encuentra ese espacio, en el que Aristóteles ubicó la virtud, y casi siempre porque optar a esa posición es " sospechoso ", " anormal ", " malicioso ", " raro ", " suspicaz ", " mosqueante ", " misterioso ", " oculto ",  " receloso " y " oscuro ", para la mayoría, que se ha posicionado entre el blanco y le negro, lo albugíneo y lo sombrío. Aquí, donde los bipolar impera y es una seña de identidad, el que lleva la postura de una conducta y la locución mesurada, moderada, prudente, circunspecta, sensata, juiciosa y comedida, lleva la peor parte. Se le critica o se le ignora. Es excluido, oprobiado, vilipendiado, infamado, desacreditado y no existe ni siquiera para sus hijas.
Lo último de esta tendencia a nivel nacional ( yo creo que genética, en el " homo hispanicus " ) es la selección nacional de fútbol, que desde el Mundial de 1950 en Brasil, no se ha ubicado entre las cuatro primeras del planeta...
Hace unos días pasamos tras un partido, de la máxima euforia al más negro pesimismo, comparándonos a la selección de Turkmenistán. De pensar a que los jugadores hacían el fútbol más perfecto a considerar que vagaban sin rumbo, por tener muchos compromisos publicitarios, los bolsillos llenos " con taco " y a la parienta detrás de la portería con un micrófono. De nuevo Blanco o Negro. Y hoy después del partido, según el resultado que se dé, lo mismo. Espero que haya acertado de nuevo el pulpo "  Paul "  del acuario " Sea Life " de Renania ( ¡ lo que nos faltaba que los designios de nuestro futuro estén esperanzados a las " intuiciones " de un pulpo ! ). Peor, es igual, cuando termine el Mundial, seamos campeones, subcampeones, terceros o cuartos, dará igual, porque tiraremos las banderas a la basura o en el mejor de los casos las guardaremos.... yo la dejaré puesta en el balcón, pese a correr el riesgo de que venga algún cabrón o alguna hija de puta a afearme mi conducta.... ¡ pues lo tiene claro ! ). Todo el gentío, hoy, apasionado, experto, categórico e hiriente, defiende su postura irredenta e irreconciliable con el método del ataque al otro... si te preguntan que piensas del resultado del encuentro de esta tarde y dices " .... bueno, la cosa está al cincuenta por ciento, la selección alemana es la más fuerte del Mundial.... ", el rojo de toda la vida que te lo ha preguntado te tacha de " antipatriota "....
Todo ello, y desde la ciudad en la  que estoy hoy ( dónde por cierto se han llevado al busto de Franco ), viene sólo a refrendarme y constatarme que seguimos en las DOS ESPAÑAS CAÍNITAS PRESTAS AL COMBATE, UNA VEZ MÁS, SIN ARGUMENTO MÁS SÓLIDO QUE EL DE LA VISCERALIDAD, EL DE LA AUSENCIA DE REFLEXIÓN CONSTRUCTIVA, EL DEL " CONMIGO O CONTRA MÍ ". Igual que ha pasado con la reforma laboral, con la bajada de sueldos y consiguiente bajada de pantalones y bragas de funcionari@s, o con la huelga de Madrid, o con la subida de los carburantes al libre albedrío del Ejecutivo, o con la sanción a Intereconomía, o a quien sea porque " no me gusta tu cara y lo que piensas ", o con la Ley del Aborto, por ejemplo.... nunca se intenta pactar un término medio justo, más equitativo, más razonable...
Lo peor es es que en esta continúa elección excluyente entre el blanco y el negro, no interesa el docto, el letrado, el que tiene una cultura superior a la media y una inteligencia y profesionalidad muy superior a la de cualquiera de los dirigentes y siempre gana el que tiene más poder, más fuerza, más dinero, el que tiene a la policía y a la guardia civil a sus órdenes, y las armas o lo que es lo mismo, " la sartén por el mango ", que, puede cambiar de mano o de vuelta.....
No hay postura intermedia. En España, las cosas, las tomas de decisiones, no dependen del color con el que se miran, siempre son BLANCAS O NEGRAS. LO TOMAS O LO DEJAS. O ESTÁS CONMIGO O ERES MI ENEMIGO.... BIEN PUES SIGAMOS EN LA TESITURA EN VOLVAMOS A " JUGAR ".....     
   

No hay comentarios: